Términos y condiciones


1. Registro y confirmación de viaje

Con el registro el cliente ofrece al operador turístico la conclusión de un contrato de viaje vinculante. La inscripción puede hacerse por escrito o electrónicamente. También lo hace la persona que se inscribe para todos los participantes que figuran en la inscripción, de cuyas obligaciones contractuales es responsable la persona que se inscribe como de sus propias obligaciones, siempre que haya asumido una obligación correspondiente por separado mediante una declaración explícita y separada. El contrato de viaje se concluye con la aceptación del operador turístico. La aceptación no requiere una forma específica. En el momento o inmediatamente después de la conclusión del contrato, el operador turístico enviará al cliente una confirmación de viaje por escrito. No está obligado a hacerlo si la reserva la hace el cliente menos de 7 días hábiles antes del comienzo del viaje.

2. Condiciones de pago

Los operadores turísticos y los agentes de viajes sólo pueden exigir o aceptar pagos sobre el precio del viaje antes de que éste finalice si se ha enviado al cliente la confirmación del viaje. A más tardar 5 días después de la recepción de la confirmación del viaje se debe pagar un depósito del 50%. El pago restante se debe hacer 30 días antes del comienzo del viaje. Para las inscripciones de viaje dentro de los 30 días anteriores al inicio del viaje, el monto total debe pagarse inmediatamente.

3. Servicios y cambios en los servicios

El alcance de los servicios está determinado exclusivamente por la confirmación del viaje, teniendo en cuenta la convocatoria de la oferta en el sitio web y en el folleto. No obstante, el operador turístico se reserva expresamente el derecho de modificar la información del folleto por razones objetivamente justificadas, significativas e imprevisibles antes de la conclusión del contrato. Los cambios o desviaciones de los servicios de viaje individuales con respecto al contenido acordado del contrato de viaje, que sean necesarios después de la celebración del contrato y que no hayan sido causados por el operador turístico en contra de la buena fe, sólo se permiten en la medida en que los cambios y desviaciones no sean sustanciales y no afecten al diseño general del viaje reservado. Las posibles reclamaciones de garantía no se ven afectadas, en la medida en que los servicios cambiados estén afectados por defectos. El operador turístico está obligado a informar al cliente sobre los cambios esenciales en los servicios inmediatamente después de que se conozca la razón del cambio.

4. Condiciones de participación y deber de supervisión

El participante declara expresamente que desde el punto de vista médico no hay objeciones a la práctica de los deportes ofrecidos. El operador turístico no asume ningún deber de supervisión de los participantes menores de edad, aparte de sus obligaciones de seguridad legalmente existentes.

5. Condiciones de alquiler y alojamiento

En caso de alquiler de material deportivo, el operador turístico tiene derecho a negarse a entregar cualquier tipo de material deportivo si el arrendatario no tiene la calificación necesaria. Si después de la entrega del equipo deportivo se pone de manifiesto una falta de cualificación (falta de control del tablero de wellre- it, de la bicicleta, violación de las normas de evitación y conducción, puesta en peligro de otros, etc.) del arrendatario con respecto al uso seguro del equipo deportivo o el arrendatario actúa en contra de las instrucciones dadas, el operador turístico puede declarar la rescisión inmediata del contrato y retener el importe del alquiler. El arrendatario está obligado a devolver el equipo a tiempo. Los eventos meteorológicos deben ser tenidos en cuenta y no constituyen un motivo de retraso en el regreso. El inquilino es responsable de todos los daños y gastos que resulten de una devolución tardía. En todos los demás aspectos, el inquilino es responsable ante el operador turístico de todas las obligaciones derivadas del contrato de alquiler como deudor solidario. El inquilino también es responsable de cualquier falta de sus compañeros. Al principio del período de alquiler, el operador turístico puede exigir al arrendatario el pago de un depósito en efectivo.

En caso de daños, el operador turístico tiene derecho a deducir de este depósito los costos de la liquidación con la compañía de seguros, así como los daños y pérdidas no cubiertos por el seguro de responsabilidad civil y no causados por el uso normal (desgaste). El depósito debe ser devuelto inmediatamente después de que se determine que la devolución del equipo está en orden y en buenas condiciones. Cancelación de cualquier equipo deportivo: Hasta 30 día antes del alquiler 10,- euros, del día 29 al día 15 antes del alquiler 50 %, del día 14 al día 8 antes del alquiler 80 %, del día 7 al día del alquiler 90 %, después de eso se cobrará el 100 % de la tarifa de alquiler. En cualquier caso, el cliente tiene la libertad de probar al operador turístico que no sufrió ningún daño o que el daño fue considerablemente menor que la tarifa plana exigida por el cliente.

6. Obligación de medios

La seguridad y la disponibilidad operacional de los equipos deportivos se garantiza mediante inspecciones regulares. Sin embargo, el participante/arrendatario está obligado a revisar todo el equipo deportivo antes de cada uso. En el interés de todas las partes involucradas, cada participante/arrendador está obligado a informar inmediatamente de cualquier daño. Si la disponibilidad operacional del equipo deportivo ya no puede garantizarse debido a la inobservancia de las instrucciones del instructor o debido a un comportamiento negligente o incluso intencional del participante/arrendatario, no hay derecho a indemnización por parte del participante/arrendatario por la pérdida de tiempo causada por los hechos del caso y la eliminación de la culpa.

7. Cancelación o reprogramación de la reserva

El cliente puede cancelar el viaje en cualquier momento antes del comienzo del mismo. Es esencial declarar las intenciones de cancelación al operador turístico. Se recomienda comunicar la cancelación por escrito por razones de prueba. La cancelación se hace efectiva desde el día en que es recibida por el operador turístico. Si el cliente se retira del contrato de viaje o no inicia el viaje, el operador turístico puede exigir una compensación por los arreglos de viaje realizados y por sus gastos. Al calcular la indemnización, se deben tener en cuenta los gastos ahorrados y, por lo general, el posible uso de los servicios de viaje. El operador turístico puede presentar esta reclamación de indemnización, teniendo en cuenta el siguiente desglose, según la proximidad del momento de la retirada al inicio del viaje acordado contractualmente en una relación porcentual con el precio del viaje:

- hasta 30 días antes del comienzo del viaje 30 %, del 29º al 15º día antes del comienzo del viaje 50 %, del 14º al 8º día antes de la salida 80 %, del 7º al día de la salida 90 %, después de eso y en caso de no presentarse el 100 % del precio. Hasta el comienzo del viaje, el viajero puede exigir que un tercero se haga cargo de los derechos y obligaciones de su contrato de viaje. Por esto se cobra una tarifa de 30 euros. El operador turístico puede oponerse a la entrada de un tercero por una buena causa. Si un tercero celebra el contrato, el tercero que entra y el viajero son responsables ante el operador turístico como deudores solidarios del precio del viaje y de los gastos adicionales derivados de la entrada del tercero. Las solicitudes de cambio de reserva del cliente serán consideradas, si es posible, y se les cobrará 30,- EUR y serán tratadas como una retirada del contrato de viaje con un nuevo registro simultáneo. No se puede reclamar una nueva reserva. En cualquier caso, el cliente tiene la libertad de probar al operador turístico que éste no ha sufrido ningún daño o un daño significativamente menor que la tarifa plana exigida por él. El organizador del viaje se reserva el derecho de exigir una compensación más alta y concreta en caso de desviación de los paquetes mencionados. En este caso, el operador turístico está obligado a proporcionar cifras concretas y pruebas de la compensación exigida, teniendo en cuenta los gastos ahorrados y cualquier otro uso del servicio de viajes. Recomendamos la contratación de un seguro de cancelación de viaje.

8. Servicios no utilizados

Si el cliente no acepta los servicios de viaje individuales que se le ofrecieron debidamente por razones que le son atribuibles (por ejemplo, debido a un regreso prematuro u otras razones de peso), no tendrá derecho a un reembolso prorrateado del precio del viaje. El organizador del viaje se esforzará por obtener el reembolso de los gastos ahorrados de los proveedores de servicios. Esta obligación no se aplica si los servicios en cuestión son completamente insignificantes o si los reglamentos legales u oficiales se oponen a un reembolso.

9. Renuncia y cancelación por parte del operador turístico

En los siguientes casos, el operador turístico tiene derecho a rescindir el contrato de viaje o a cancelarlo después de iniciado el viaje: El operador turístico puede rescindir el contrato de viaje sin observar un plazo de preaviso si el cliente, a pesar de la advertencia del operador turístico o de sus representantes, causa una perturbación duradera o si el cliente se comporta de manera contraria al contrato en tal medida que se justifica la rescisión inmediata del mismo. Si el operador turístico cancela el contrato, conserva la reclamación del precio del viaje; sin embargo, debe tener acreditado el valor de los gastos ahorrados, así como las ventajas que obtenga de cualquier otro uso del servicio no utilizado, incluidas las cantidades que le acrediten los proveedores del servicio.

El operador turístico puede retirarse del contrato de viaje por no haber alcanzado el número mínimo de participantes, si especifica el número mínimo de participantes y el tiempo en el respectivo anuncio de viaje, por la cual, antes del inicio del viaje acordado contractualmente, el viajero deberá haber recibido la declaración a más tardar, haber indicado y referido claramente y de forma legible esta información en la confirmación del viaje. El retiro debe ser declarado al cliente a más tardar el decimocuarto día antes del inicio del viaje acordado contractualmente.

 

10. Cancelación del contrato por circunstancias extraordinarias

Si el viaje se complica considerablemente, se pone en peligro o se ve perjudicado por causas de fuerza mayor imprevisibles, tanto el operador turístico como el viajero pueden cancelar el contrato. Si se cancela el contrato, el operador turístico puede exigir una compensación adecuada por los servicios de viaje ya prestados o por prestar para la realización del viaje. Los costos adicionales del transporte de regreso deben ser sufragados a partes iguales por cada una de las partes. En caso contrario, los gastos adicionales correrán a cargo del viajero.

11. Responsabilidad

El operador turístico es responsable de la preparación concienzuda de los cursos y eventos, la selección y supervisión cuidadosa de los proveedores de servicios, la corrección del anuncio del curso y la prestación adecuada de los servicios acordados por contrato, así como de la ejecución concienzuda de las inspecciones para garantizar la disponibilidad operacional del equipo deportivo. La participación en cursos y actividades de ocio, los viajes, el uso de los servicios mencionados y la estancia son por cuenta y riesgo del participante. El operador turístico no es responsable de las interrupciones del servicio en relación con los servicios que sólo se negocian como servicios externos (por ejemplo, vuelos, eventos deportivos, excursiones, exposiciones, alquiler de apartamentos, etc.) La responsabilidad del operador turístico no se extiende a los peligros que están inevitablemente relacionados con la oferta deportiva y de ocio y que son aceptados conscientemente por el participante, ni a los daños que el participante sufra durante el ejercicio de las ofertas deportivas y de ocio por culpa de otros participantes o de terceros. El operador turístico no asume ninguna responsabilidad por la pérdida o daño de la propiedad de los participantes. El operador turístico también excluye las reclamaciones de responsabilidad por daños personales y daños a la propiedad. El equipo para la participación en los cursos se proporciona al participante de forma gratuita. En caso de pérdida o daño debido a una manipulación gravemente negligente, el participante es responsable de su valor actual o de una indemnización equivalente. La responsabilidad del organizador por las reclamaciones contractuales de daños y perjuicios del participante se limita al triple del precio del viaje por daños no corporales, siempre que el daño no sea intencional o gravemente negligente, o que el organizador sea responsable de los daños del participante únicamente por culpa de un proveedor de servicios.

12. Deber de colaboración

Si el viaje no se realiza de acuerdo con el contrato, el cliente puede exigir una compensación. Sin embargo, el cliente está obligado a informar inmediatamente al operador turístico de cualquier deficiencia en el viaje que se haya producido. Si no lo hace de forma responsable, no se produce una reducción del precio del servicio. Esto sólo no se aplica si la notificación es reconociblemente inútil o irrazonable por otras razones. El cliente está obligado a notificar inmediatamente al proveedor de servicio su informe de defectos. Si no se dispone de un responsable del servicio en el lugar de las vacaciones, cualquier defecto de viaje debe ser comunicado al operador turístico en su lugar de trabajo. El cliente será informado de la disponibilidad del responsable de servicios en la descripción del servicio, a más tardar sin embargo con los documentos de viaje. El responsable del servicio tiene instrucciones de proporcionar un remedio, si es posible. Sin embargo, no están autorizados a reconocer las reclamaciones del cliente. Si un cliente quiere cancelar el contrato de viaje debido a una deficiencia de viaje si el cliente desea rescindir el contrato por motivos no razonables, tal como se describe en el § 615 c del Código Civil alemán (BGB) según el § 615 e del BGB o por un motivo importante reconocible por el operador turístico, el cliente debe fijar previamente al operador turístico un período de tiempo razonable para proporcionar la reparación. Esto sólo no se aplica si la reparación es imposible o es rechazada por el operador turístico o si la terminación inmediata del contrato está justificada por un interés especial del cliente que sea reconocible para el operador turístico. El cliente debe informar al organizador del viaje si no recibe los documentos de viaje necesarios en el plazo comunicado por el organizador del viaje.

13. Exclusión de las reclamaciones y limitación de tiempo

Las reclamaciones debidas a la prestación no contractual del viaje deben ser formuladas por el viajero contra el operador turístico en el plazo de un mes después de la finalización del viaje acordada contractualmente. Las reclamaciones del viajero prescriben en un año, § 651m BGB. Si el viajero ha hecho valer tales reclamaciones, el plazo de prescripción se suspende hasta el día en que el operador turístico las rechace.

14. Pasaporte, visa, condiciones de salud y seguro

El viajero es responsable del cumplimiento de todos los reglamentos importantes para la ejecución del viaje. Los viajeros sin nacionalidad alemana están obligados a obtener información sobre el pasaporte, el visado y los reglamentos sanitarios en el consulado correspondiente. En caso de que el viajero no cumpla los reglamentos de entrada de los distintos países, o de que no se expida a tiempo un visado por culpa del viajero, de modo que éste se vea impedido de participar en el viaje, el operador turístico puede cobrar al viajero los correspondientes derechos de cancelación. El operador turístico recomienda urgentemente que se concluyan los gastos de cancelación del viaje, el seguro de accidentes de viaje y el seguro médico para extranjeros. El cliente recibirá información sobre estos seguros si lo solicita.

15. Servicios externos intermediarios

El operador turístico sólo media en los servicios de otros operadores turísticos, que se marcan en consecuencia en la descripción del servicio, por lo que se aplican las condiciones de viaje y de negocios del respectivo operador extranjero. El operador turístico no es responsable de la prestación del servicio en sí. En este caso, toda responsabilidad se regirá por las disposiciones de estos terceros organizadores, a los que se deberá remitir expresamente el cliente y que deberán ponerse a su disposición cuando lo solicite.

16. Derechos de imagen

El participante acepta que se le pueda fotografiar y filmar durante el viaje en eventos y actividades deportivas y que este material de imagen se pueda utilizar en la comercialización de elementsurf Reisen. El operador turístico también señala que puede suceder que los periodistas acompañen los viajes para tomar fotos e informar. Cualquier objeción al uso de las imágenes debe ser presentada por escrito al operador turístico.

17. Ineficacia de las distintas disposiciones

La ineficacia de determinadas disposiciones del contrato de viaje o de las condiciones generales de contratación no implica la ineficacia del contrato de viaje en su totalidad.

18. Ley aplicable y jurisdicción

El viajero sólo puede demandar al organizador en el domicilio social de éste. La residencia del viajero es decisiva para la acción legal del operador turístico contra el viajero, a menos que la acción legal se dirija contra comerciantes registrados o personas que hayan trasladado su residencia o su lugar habitual de residencia al extranjero después de la conclusión del contrato o cuyo lugar habitual de residencia sea desconocido en el momento de presentar la acción legal. En este caso el asiento del operador turístico es decisivo. En todos los demás casos se aplican las normas legales. Para la resolución de todas las controversias o cuestiones relacionadas con el presente sitio web o de las actividades en él desarrolladas, será de aplicación la legislación española, a la que se someten expresamente las partes, siendo competentes para la resolución de todos los conflictos derivados o relacionados con su uso los Juzgados y Tribunales de Santander, Cantabria.

 

Octubre, 2017

Unser Partner Austrian Surfing
Unser Partner Surfnature
Unser Partner Saja Nansa
Unser Partner Oneill